ChanRobles™ Virtual Law Library | chanrobles.com™  
Main Index Law Library Philippine Laws, Statutes & Codes Latest Legal Updates Philippine Legal Resources Significant Philippine Legal Resources Worldwide Legal Resources Philippine Supreme Court Decisions United States Jurisprudence
Prof. Joselito Guianan Chan's The Labor Code of the Philippines, Annotated Labor Standards & Social Legislation Volume I of a 3-Volume Series 2019 Edition (3rd Revised Edition)
 

 
Chan Robles Virtual Law Library
 









 

 
UNITED STATES SUPREME COURT JURISPRUDENCE
 

 
PHILIPPINE SUPREME COURT JURISPRUDENCE
 

   
November-1941 Jurisprudence                 

  • G.R. No. 48348 November 1, 1941 - AQUINO DEL ROSARIO v. BENGUET CONSOLIDATED MINING COMPANY, ET AL.

    073 Phil 371

  • G.R. No. 48524 November 1, 1941 - MANILA HOTEL EMPLOYEES ASSOCIATION v. MANILA HOTEL COMPANY, ET AL.

    073 Phil 374

  • G.R. No. 48662 November 6, 1941 - JESUS B. LAVA v. JOSE LOPEZ VITO, ET AL.

    073 Phil 390

  • G.R. No. 48306 November 7, 1941 - PEDRO L. GALANG v. P. M. ENDENCIA, ET AL.

    073 Phil 399

  • G.R. No. 48415 November 7, 1941 - INTERNATIONAL OIL FACTORY v. NATIONAL LABOR UNION, INC., ET AL.

    073 Phil 401

  • G.R. No. 48458 November 7, 1941 - PEOPLE OF THE PHIL. v. FIDEL FORTUNO

    073 Phil 407

  • G.R. No. 48683 November 8, 1941 - GERONIMO SANTIAGO v. FAR EASTERN BROADCASTING

    073 Phil 408

  • G.R. No. 48183 November 10, 1941 - PEOPLE OF THE PHIL. v. RODOLFO A. SCHNECKENBURGER, ET AL.

    073 Phil 413

  • G.R. No. 48456 November 12, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. NGO CHAY

    073 Phil 418

  • G.R. No. 47813 November 18, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. SIMEON ANTONIO

    073 Phil 421

  • G.R. No. 48320 November 18, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. JUAN CACHERO

    073 Phil 426

  • G.R. No. 48459 November 18, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. FIDEL FORTUNO

    073 Phil 429

  • G.R. No. 47805 November 19, 1941 - CONCEPCION PIÑON v. CONSUELO ZAFRA, ET AL.

    073 Phil 431

  • G.R. No. 48101 November 22, 1941 - PEOPLE OF THE PHIL. v. VICENTE NABORA

    073 Phil 434

  • G.R. No. 48123 November 22, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. ANACLETO VINEDA

    073 Phil 436

  • G.R. No. 48395 November 22, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. ALEJANDRO ENCARNACION

    073 Phil 442

  • G.R. No. 48554 November 22, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. BILAANS S. SUNI

    073 Phil 445

  • G.R. No. 47688 November 24, 1941 - BASILIA CABRERA v. PHILIPPINE EDUCATION CO., INC.

    073 Phil 448

  • G.R. No. 47988 November 24, 1941 - H. S. FENWICK v. JOAQUlN PARDO DE TAVERA

    073 Phil 452

  • G.R. No. 48641 November 24, 1941 - PEDRO GALLEGO v. VICENTE VERRA

    073 Phil 453

  • G.R. No. 47887 November 25, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. CARMEN DE UMALI

    073 Phil 460

  • G.R. No. 48125 November 25, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. FELIX CABADDU

    073 Phil 462

  • G.R. No. 47357 November 26, 1941 - SALVADOR E. IMPERIAL v. CHINA INSURANCE & SURETY COMPANY, INC., ET AL.

    073 Phil 466

  • G.R. No. 47775 November 26, 1941 - PEOPLE OF THE PHIL. v. ANASTACIO FIGUEROA

    073 Phil 473

  • G.R. No. 47976 November 26, 1941 - A. P. SEVA Y OTROS v. PABLO S. RIVERA

    073 Phil 477

  • G.R. No. 48215 November 26, 1941 - PARSONS HARDWARE CO. v. COURT OF INDUSTRIAL RELATIONS, ET AL.

    073 Phil 481

  • G.R. No. 48754 November 26, 1941 - EMILIO V. REYES v. APOLONIO R. DIAZ

    073 Phil 484

  • G.R. No. 47804 November 27, 1941 - JUAN CASTILLO v. PEOPLE OF THE PHIL.

    073 Phil 489

  • G.R. No. 48147 November 27, 1941 - CLARO CASTRO, ET AL. v. ROSENDO REYES

    073 Phil 492

  •  





     
     

    G.R. No. 48456   November 12, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. NGO CHAY<br /><br />073 Phil 418

     
    PHILIPPINE SUPREME COURT DECISIONS

    EN BANC

    [G.R. No. 48456. November 12, 1941.]

    EL PUEBLO DE FILIPINAS, querellante-apelado, Petitioner, v. NGO CHAY (alias GO CHAY), acusado-apelante.

    Luna y Del Rosario en representacion del apelante.

    El Procurador General Sr. De la Costa y el Procurador Auxiliar Sr. Kapunan, Jr., en representacion del apelado.

    SYLLABUS


    1. DERECHO PENAL Y PROCEDIMIENTO CRIMINAL; POSESION ILEGAL DE OPIO; PENA. — Acusado; confeso, y convicto de posesion ilegal de opio, fue sentenciado N. C. (alias G. C.) a la pena indeterminada de dos meses y un dia de arresto mayor a un año, ocho meses y veintiun dias de prision correccional, y a pagar una multa de P1,000, mas las costas del proceso. Apelo de su sentencia por considerarla excesiva, teniendo en cuenta que por ser reincidente podria ser deportado de Filipinas. Se declara: Que compensando la agravante de reincidencia con la atenuante de confesion, la pena que se debe imponer al apelante es: cuatro meses y un dia de arresto mayor. Cuanto a la multa, los autos demuestran que el apelante es insolvente. La ley dispone que, cuando se tiene que imponer una multa, deben tenerse en cuenta principalmente las posibilidades o la solvencia del acusado (art. 66, Codigo Penal Revisado); y que cuando un acusado insolvente deja de pagar su multa, la prision subsidiaria que debe sufrir no puede exceder del tercio de su pena de prision. Esto quiere decir que si se impusiese al apelante una multa de P1,000, su prision subsidiaria no podria pasar del tercio de cuatro meses.

    2. ID.; ID.; DEPORTACION. — Cuanto a la pretension del apelante de que acaso sea deportado, Se declara: Que la unica autoridad que puede ordenar su deportacion, es el Presidente del Commonwealth, en virtud del poder que le concede el articulo 69 del Codigo Administrativo; y que es libre de tomar dicha medida en cualquier tiempo que creyese oportuno, estuviese o no sirviendo condena por orden judicial el sujeto que ha de ser deportado.


    D E C I S I O N


    DIAZ, M. :


    Acusado, confeso, y convicto despues, de ser un infractor por tercera vez de las disposiciones del articulo 190 del Codigo Penal Revisador por haber tenido en su poder una pildora de opio de 0.370 gr. de peso, Ngo Chay (alias Go Chay) fue condenado por el Juzgado de Primera Instancia de Manila a sufrir la pena indeterminada de dos meses y un dia de arresto mayor a un año y ocho meses y veintiun dias de prision correccional, y a pagar, una multa de P1,000, mas las costas del proceso. Apelo de su sentencia no obstante haber admitido su delito, por creer que la pena que le fue impuesta es excesiva, y por creer ademas que, si de todos modos va a ser deportado despues, lo mejor es que se le acorte su pena de prision.

    Segun las alegaciones de la querella, que el apelante admitio sin tratar de desvirtuarlas en lo minimo, la infraccion por el cometida es la tercera, siendo por consiguiente claro que el es un reincidente.

    El articulo 190 del Codigo Penal Revisado castiga las infracciones como la imputada al apelante, con arresto mayor en su grado medio a prision correccional en su grado minimo, es decir, de dos meses y un dia de arresto mayor a dos años, cuatro meses y un dia de prision correccional mas una multa de P300 a P10,000 y las costas.

    Dos circunstancias deben considerarse probadas en el caso del apelante: la atenuante de confesion voluntaria y la agravante de reincidencia. En casos semejantes la pena que procede imponer es el grado medio de la señalada por la ley, en virtud de las disposiciones del articulo 64, regla 4.a, del mencionado Codigo; y el grado medio de la indicada pena es: de cuatro meses y un dia a seis meses. Creemos procedente imponerle el minimum de dicho grado, o sea. cuatro meses y un dia de arresto mayor.

    Cuanto a la multa, debemos decir que los autos demuestran que el apelante es insolvente; y es precisamente por esta razon por que se halla actualmente detenido en la carcel, imposibilitado de prestar fianza para su libertad provisional. La ley dispone que, cuando se tiene que imponer una multa, deben tenerse en cuenta principalmente las posibilidades o la solvencia del acusado (art. 66, Codigo Penal Revisado); y que cuando un acusado insolvente deja de pagar su multa, la prision subsidiaria que debe sufrir no puede exceder del tercio de su pena de prision. Esto quiere decir que si se impusiese al apelante una multa de P1,000, su prision subsidiaria no podria pasar del tercio de cuatro meses.

    Y cuanto a la pretension del apelante de que acaso se le deporte, debemos declarar que la unica autoridad que puede ordenar la deportacion del apelante, es el Presidente del Commonwealth, en virtud del poder que le concede el articulo 69 del Codigo Administrativo; y es libre de tomar dicha medida en cualquier tiempo que creyese oportuno, estuviese o no sirviendo condena por orden judicial el sujeto que ha de ser deportado.

    Por las razones expuestas, modificamos la sentencia apelada, condenando al apelante a sufrir la pena de cuatro meses y un dia de arresto mayor, mas la de pagar una multa de P400 sufriendo en caso de insolvencia la prision subsidiaria correspondiente.

    Tasense las costas en ambas instancias contra el apelante. Asi se ordena.

    Abad Santos, Moran, Horrilleno y Ozaeta, MM., estan conformes.

    Avanceña, Pres., y Laurel, M., no tomaron parte.

    G.R. No. 48456   November 12, 1941 - EL PUEBLO DE FILIPINAS v. NGO CHAY<br /><br />073 Phil 418


    Back to Home | Back to Main

     

    QUICK SEARCH

    cralaw

       

    cralaw



     
      Copyright © ChanRobles Publishing Company Disclaimer | E-mail Restrictions
    ChanRobles™ Virtual Law Library | chanrobles.com™
     
    RED